Llega la energía solar para el Toyota Prius, pero esta vez será útil

Los paneles solares no son capaces de proporcionar energía suficiente para mover el motor eléctrico cuando el coche está en marcha, pero pueden dar un aporte a las baterías cuando el coche está parado y no hay enchufes a la vista. Con energía eléctrica puede hacer casi 60 kilómetros, dependiendo de cuánto tiempo le dé el sol, los paneles cargarán más o menos, aunque esté nublado.

La capacidad de las baterías del Prius Prime es de 8,8 kWh

Y ahora viene la pregunta del millón, ¿cuántos kilómetros y en cuánto tiempo? Toyota no ha dado cifras tan concretas. Todo lo que he encontrado al respecto es que se pueden hacer hasta 1.000 kilómetros al año con energía solar, o reducir el consumo en un 10% por mayor uso de la parte eléctrica del coche. En marcha los paneles pueden apoyar al sistema eléctrico de 12 voltios, eso ahorra combustible también, pero no en valores apreciables. Para los priuseros más talibanes, todo gasto de energía superfluo que se elimine ya es una ganancia.


Estos paneles tienen otra pequeña pega, y es que en caso de vuelco se pueden hacer pedazos por el uso de capas de vidrio. La tecnología de materiales aún no ha conseguido resolver esto, y mientras sea así, no se podrá vender esta opción en Estados Unidos por la normativa antivuelco. Eso en Europa no es un problema. Toyota espera que antes de que se agote la vida útil de este modelo ya se haya resuelto ese problema. Estados Unidos es uno de los principales mercados del Prius, no es un detalle nimio.


En la generación previa del Prius también hubo en opción un techo solar con células que captaban energía. ¿Recargaban la batería? No. Solo servían para mover los ventiladores del climatizador, sin compresor de aire acondicionado, para que el coche no estuviese abrasando cuando se aparcaba en determinados lugares. Lo probé en Sevilla en verano y no me pareció el invento del siglo que digamos. Más útil era la posibilidad de encender el aire acondicionado con el mando a distancia, y entrar al coche con aire respirable. Ahí sí que compré el argumento.

En su momento leí que no se consiguió canalizar la energía de las placas solares a la batería porque provocaría interferencias a la radio. También oí decir, pero no nos fiemos demasiado de mi memoria, que con ocho horas de radiación no se guardaría energía ni para recorrer «unos cientos de metros». Dicho panel generaba 60 vatios de potencia a 27 voltios en pico (22 nominales), o una intensidad de 3,6 amperios si Lorenzo atizaba a saco. Dado que la batería de tracción tiene una capacidad superior a 1 kWh, recargar eso llevaría ciertamente una burrada de tiempo a ese ritmo.

Otros modelos que han contado con placas solares para usos secundarios han sido Audi A4/SEAT Exeo o el Nissan Leaf. En el caso de los germánicos, se trata de un sistema de circulación forzada de aire, igual que el Prius 3g, para que el interior no se convierta en una maldita sauna al aparcar el coche al sol. En el caso del Leaf, hablamos de un pequeño panel que se ubica en el alerón trasero, que apenas proporciona energía para el circuito de 12 voltios del interior. El impacto en la autonomía del coche se puede considerar despreciable.


Es cierto que hemos visto unos cuantos prototipos con placas solares, como el Saab 9-X BioHybrid concept (2008), o los participantes de las míticas carreras de coches solares que se han hecho en Australia. En ese último caso hablamos de vehículos que se mueven gracias al sol, pero están tan lejos como el astro en cuestión de ser una alternativa razonable para que se usen todos los días. Los paneles solares empiezan a ser interesantes cuando tienen determinado aporte de energía, y en condiciones normales, no en el caso óptimo.

Volviendo al Prius Prime, si queremos mover un coche con una aerodinámica tan buena (que es líder en la industria junto al Tesla Model S) necesitamos al menos unos 30 CV para circular a velocidad de autovía en llano, eso son unos 22 kW de aporte nominal. En la superficie que se puede rellenar de paneles solares en un coche, conseguir semejante potencia está un poco complicado a día de hoy. Dentro de unos años, según mejoren los rendimientos de las placas, igual podamos hacer unos cuantos kilómetros más gracias a Lorenzo. Esperemos que entonces ningún político iluminado se saque un impuesto nuevo para tocarnos los cojinetes.



Pistonudos.com es creado por auténticos fanáticos del motor.Una web hecha para informar sobre las últimas novedades en coches, motos, eventos y también a nivel competitivo. Queremos compartir información de calidad y útil para todos los usuarios más apasionados, por eso hemos ampliado la web con distintos tips de mecánica.
Los detalles de la oferta pública de acciones de Ferrari ❯
Añade un comentario de Llega la energía solar para el Toyota Prius, pero esta vez será útil
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.